jueves, 6 de febrero de 2014

Pan de Monos (De Hoy No Pasa 05/02/14)

"Movin´Out" del ínclito Billy Joel

Hoy puedo decir, sin ningún género de dudas que un perro es el peor enfermo que hay. Y es que llevo dos semanas intentando que a Mel se le cure una herida bastante fea que tiene en la pata, pero no hay manera. Se quita los vendajes, los puntos, encuentra la manera de golpearla con la pantalla tamaño San Bernardo que le hemos puesto o se rasca la herida contra la pared. Ella no sabe que si se estuviera quieta y no se anduviera en ella, haría días que se le habría curado. Pero a la pobre le ocurre como a nosotros. No se da cuenta de que lo único que hay que hacer en ciertas ocasiones, es quedarte tranquilo y dejar que pase.

Pan de Monos

Esta receta tiene dos cosas que me gustan mucho: una es que su nombre es gracioso, y dos, que se puede comer con los dedos. 
Para que os hagáis una idea, su sabor está entre un pan dulce y un rollo de canela. ¡Exiquisito!

Desarrollo, ingredientes y tooodooo lo demás.

 Paso 1: Primer Levado

Empezamos mezclando
Azúcar moreno y mantequilla derretida

-300 gr de Harina Blanca
-350 gr de Harina Integral o de Espelta
-1 sobrecito de Levadura de Panadería en polvo.
-65 gr de azúcar moreno.

Y por otro lado mezclamos:
-300 ml de leche
-75 gr de mantequilla derretida
-1 cucharadita de sal

Ahora hacemos un hueco en la harina y volcamos la mezcla de la leche y añadimos 1 Huevo para ayudarnos en la estructura y aportarle algo más de color. 
Con una cuchara mezclamos hasta que estén todos los ingredientes incorporados y empiece a parecerse a una masa como de empanada. 

¿Veis los agujeritos que forman las burbujas de anhidrido carbónico en el interior de la masa?

En este momento la volcamos sobre una superficie enharinada y amasamos hasta que pierda humedad y ya no se pegue a los dedos. Aproximadamente 4 ó 5 minutos. 
Hacemos una bola y la colocamos en un bol grande pincelado de aceite. 
Tapamos el bol con un film y  lo dejamos reposar durante un par de horas hasta que doble su tamaño.

Una vez que ya haya leudado, la colocamos de nuevo en la mesa espolvoreada de harina y la trabajamos para que deshinche un poco y así preparla para la siguiente manipulación.

Paso 2: Bolitas y segundo levado.
Segundo Levado
Estiramos un poco la masa con el rodillo y cortamos en pequeños cuadraditos con un cuchillo.
De cada cuadradito formaremos una bola con las manos que reservaremos en un plato.

En este momento, es hora de hacer la cobertura:

Para ello, mezclamos en un bol
-200 gr de azúcar moreno
-2 cucharaditas de canela

Y en otro bol derretimos
-100 gr de mantequilla.

Colocamos los boles en la mesa, nos sentamos cómodamente, cogemos una de las bolitas de masa, la bañamos primero en mantequilla, luego la embadurnamos con la mezcla de azúcar y canela hasta que esté cubierta del todo y por último la colocamos cuidadosamente en el molde de corona.(/*)
¿Bien? ¿Fácil? Pues ahora lo mismo con el reeeestoooo de bolitas.

Una vez que terminemos con las bolitas, tapamos de nuevo el molde y lo dejamos reposar 1/2 hora.

Paso 3: Horno, siempre el horno...

 Precalentamos el horno a 180º y horneamos durante 40 min aproximadamente. A partir del minuto 35 a mi me gusta pinchar con un cuchillo y comprobar el estado de la masa.

Después de sacarlo del horno, lo dejamos 3 minutos y lo desmoldamos en un plato con cuidado de que no se separen las bolitas. Luego, le volvemos a dar la vuelta ya  en el plato de presentación y lo comemos calentito, arrancando trocitos de masa con los dedos. (¿De ahí vendrá el nombre...?)



 ¡Qué disfruteis mucho del Pan de Monos!



(*) Si no tienes un molde de corona te puedes fabricar uno. Simplemente necesitas un molde de bizcocho mondo y lirondo y una lata lavada y sin el papel de esas de tomate. Centras la lata y vas colocando las bolitas alrededor. Si vas a utilizar este invento para un bizcocho, yo te aconsejo llenar la lata de garbanzos secos o piedrecitas para evitar que la masa la levante.


2 comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.